La autoestima en adolescentes

La autoestima en adolescentes

La autoestima de los adolescentes puede ser un tema complejo en sí mismo teniendo ya en cuenta la complejidad del factor de la edad y la fase de cambio de la adolescencia.  Un adolescente carece de las habilidades y experiencias necesarias para lidiar con las realidades del mundo a veces duras.

Los círculos sociales en los que los adolescentes prosperan o flaquean, jugarán un papel importante en su desarrollo. La perspectiva de la vida de un adolescente influenciable e impresionable normalmente, se basará mucho más en percepciones impulsadas por la cultura popular, que en la experiencia del mundo real; lo que significa que la autoestima de los adolescentes a menudo puede verse impulsada por influencias equivocadas y para nada adecuadas.
A pesar de la melancolía y los cambios de humor, la autoestima de un adolescente es más frágil de lo que crees. Hay muchos factores que pueden socavar la capacidad de un adolescente para desarrollar la confianza en sí mismo, factores que van desde: cuestiones académicas, la mala interacción social y el desarrollo de su propia identidad única, la incomodidad física que trae consigo la pubertad y los cambios en el cuerpo…

Las constantes luchas internas a las que se enfrentan los adolescentes a diario, son para nosotros un recuerdo lejano porque hemos olvidado cómo era tener su edad.

Los adolescentes, en el mejor de los casos, son criaturas difíciles de entender, en un momento son tus mejores amigos y al día siguiente te tratan como un desconocido. Su comportamiento a menudo, viene a ser como un barómetro de los acontecimientos que ocurren en su mundo.

Esto es debido a que el adolescente es un ser muy inconstante, propenso a los cambios de humor que sin duda conoces y con un cóctel de asuntos personales y sociales mezclados con una generosa dosis de hormonas; así que nadie puede escapar de la ira del adolescente.

Entonces, ¿cómo puede para ayudar a un adolescente a construir su autoestima?

  • Aunque sea obvio, nunca asumas que tu hij@ adolescente sabe cuánto lo amas. Se alimenta de las expresiones diarias que reciben y perciben en casa.  Hazle saber que es amad@, que son capaces de lograr cualquier cosa y que tú los aprecias y valoras.  Nunca pospongas decírselo porque tu supongas que ya lo sabe.  Un “te quiero” extra, no te costará nada, pero realmente puede ser el escenario para que tu hij@ adolescente tenga un buen día.
  • Dales y ofréceles tu tiempo. Dedica media hora de tu día a hablar con ellos, pregúntales sobre su día y las cosas que pasan en su vida, este gesto puede marcar una gran diferencia.  Saber que te preocupas puede ablandar el corazón incluso del adolescente más tozudo.
  • Escucha – Para construir la autoestima de los adolescentes, ten claro que ellos necesitan ser escuchados. Todos los niños anhelan ser escuchados y reconocidos y que sus sentimientos sean respetados. Hacerlo ayudará a crear un vínculo más fuerte entre ambos y corresponderá a que tu hijo esté más dispuesto a escucharte a ti también.
Es necesario que escuches a tu hij@ adolescente porque cada hábito que crea, causa una impresión y puede constituir la base de hábitos positivos para el futuro y para la forma en que ellos tratan a sus propios hijos (tus niet@s).
  • Sé consciente de tus acciones y cambia el entorno de tu casa. Los adolescentes necesitan saber que están a salvo y seguros y por eso siempre debes esforzarte por crear un hogar pacífico para que vivan y prosperen en este tipo de entornos.  Se consciente de tus acciones frente a tu hij@ adolescentes, ellos son muy perceptivos y sensibles y saben cuándo algo anda mal.
  •  Es difícil reforzar la autoestima de los adolescentes en un hogar, cuando hay conflictos a su alrededor. Lo que sucede dentro del hogar, resuena fuera de él en forma de ansiedad, nervios y expresiones de ira. Tienden a interiorizar estos conflictos y a menudo terminan cargando con la culpa y el sentimiento de culpabilidad hasta bien entrada la edad adulta.
  • Si se produce una discusión, ve a otra habitación o elije un momento más apropiado, y en cualquier caso, asegúrate de que tu hij@ vea la resolución al conflicto. La vida no siempre es de color rosa o perfecta, pero si pueden ver que pueden surgir resultados positivos de un conflicto, entonces les estás armando de habilidades para la vida futura.  Asi, además, les da una alternativa para manejar sus propias resoluciones, en lugar que aprendan a manejarse con ira o violencia.
  • En el centro de la autoestima de los adolescentes está la necesidad de un refuerzo positivo que los anime a sobresalir, a hacerlo mejor y a alcanzar su potencial. Pasa más tiempo acentuando las cosas positivas que hacen en lugar de criticar las negativas porque tu adolescente, aunque no lo veas a simple vista, se lo toma más a pecho de lo que crees.  Así que resiste la tentación de regañar a tu hij@ adolescente, pues eso haria tambalear su confianza.  Piensa siempre en el impacto que tus palabras tendrán en su futuro, porque así será.

Su círculo social tiene una gran influencia en sus vidas con la aprobación y la retroalimentación de sus compañeros a menudo validando lo que sienten sobre sí mismos, factores que permiten determinar su autoestima y autovaloración.  Es increíble el impacto que esto puede tener en la vida de tu hoj@ adolescente.  Esto puede ser preocupante en ocasiones, especialmente porque los adolescentes no siempre son conocidos por su tacto y empatía.

Por eso es de suma importancia que la autoestima de los adolescentes sea alimentada y reforzada desde el hogar y la familia.  Esto los fortalecerá para lidiar con las dificultades de la vida y ahí afuera, en el gran mundo.  Esto podemos hacerlo mostrándoles elogios y atenciones de todo tipo que provenga de los miembros de la familia, en particular, los padres.

El refuerzo positivo en el hogar, diseñado y puesto en práctica adecuadamente, ayudará a reparar la autoestima de tu hij@ adolescente, nunca subestimes el poder del amor, sólo porque tu adolescente sepa que lo amas no significa que no debas demostrarlo. Esta comunicación de amor hacia tu adolescente, puede actuar como una protección eficaz contra los factores que erosionan la autoestima del adolescente.  Si bien es imposible cambiar el clima que los adolescentes deben enfrentar, la autoestima de los adolescentes puede mejorarse a través de varias estrategias positivas diseñadas para contrarrestar los factores que los arrastran.

Otra herramienta efectiva para reforzar la autoestima de los adolescentes es “modelar una buena autoestima”, es decir, ser modelo para ellos de una autoestima ejemplar a seguir.  Al ser el ejemplo de una autoestima saludable y sobre todo de respeto por uno mismo, les vas a inculcar los mismos valores sirviéndoles además como referente.  Los niños aprenden con el ejemplo, tienden a imitar lo que hacen sus padres, tanto lo positivo como lo negativo; por lo que, ser un buen modelo a seguir puede ser a menudo la lección más poderosa de todas porque se enseña haciendo.  La próxima vez que te enfades, piensa en tus palabras y tus acciones y asegúrate de mantener una perspectiva optimista sobre vida, esto influirá en la forma en que ellos mismos afronten las pruebas en su vida adulta. No olvides que tus hijos siempre están observando lo que haces. 

Todo lo que digas y hagas es absolutamente importante porque tiene consecuencias de largo alcance y puede tener un impacto en un futuro lejano, así que se consciente de las cosas que dices y haces y recuerda que estás ayudando a formar a tu hijo para su futuro.

  • Permite que tu hij@ adolescente sea un miembro contribuyente de tu familia.  Dales un trabajo para realizar, ya sea lavar los platos o sacar la basura, en definitiva, un trabajo que les ayude a cimentar su papel dentro de la unidad familiar para que puedan lograr un sentido de pertenencia e importancia; ya que esto es un elemento vital en la construcción de su autoestima.
  • Otra gran manera de construir la autoestima de sus adolescentes es involucrarlos en los deportes. Involucrarse en los deportes y el atletismo les dará una dosis de confianza en sí mismos y una sensación de logro con la ventaja de pertenecer y contribuir a formar parte de un equipo.
  • Los clubes sociales y las actividades extracurriculares también ayudan a aumentar la autoestima de los adolescentes porque fomentan la socialización y proporcionan un foro para presentar habilidades y talentos que tu hij@ adolescente podría no saber que tiene.

Seguir estos pasos no garantiza que tu hij@ adolescente cambie de la noche a la mañana, pero con sólo invertir un poco de tiempo y saber que te preocupas por el/ella, puede hacer derretir hasta el más duro de los corazones de cualquier adolescente. 

Si deseas obtener más información, puedes inscribirte para recibir más consejos y reforzar la autoestima de tu hij@ adolescente y la tuya propia, y también descargar las guías y publicaciones que irán apareciendo en mi página web.

Add a Comment

You must be logged in to post a comment